La Delegación del Grupo Osga en Valencia fue el lugar donde se celebró una nueva jornada formativa para inculcar el trabajo en equipo desde la inclusión. Durante más de 3 horas se concienció de la importancia de saber cómo tratar a cada trabajador según su discapacidad. Además, se fomentó el sentimiento de equipo, fundamental en cualquier ámbito laboral, ya que todos los departamentos dependen los unos de los otros en mayor o menor medida.

Fue el equipo de gestores el que asistió, como principal afectado por la materia, al ser los que coordinan a sus respectivos grupos de trabajadores para desarrollar los distintos proyectos que les asignan.  Con una relación óptima con sus trabajadores y comprendiendo sus discapacidades se facilita el buen desarrollo de las funciones de cada uno. Esta circunstancia quedará reflejada en el resultado final del servicio y la correspondiente satisfacción del cliente.

Las personas en situación de discapacidad lo que necesitan para desempeñar sus funciones es que se les ofrezcan los medios adecuados, prueba de ello son algunos ejemplos de éxito que se trataron durante la sesión.

Con esta iniciativa queda patente la labor llevada a cabo por la Unidad de Ajuste del Grupo Osga, encabezada por María José Hernández. Esta empresa se preocupa por algo más que el desarrollo profesional de sus trabajadores ya que también son conscientes de la importancia del desarrollo personal.